VALES MÁS DE LO QUE PIENSAS. EL ARGENTINO AL REVÉS

CREENCIAS LIMITANTES

VALES MÁS DE LO QUE PIENSAS. EL ARGENTINO AL REVÉS

VALES MÁS DE LO QUE PIENSAS. EL ARGENTINO AL REVÉS 2560 1351 David García Martín

LO QUE PIENSAS NO ES LA VERDAD.

Esta historia comienza con una traición, entre mis principios financieros, está no comprar nada que cueste (no que valga) más de 100€ sin dejarlo madurar al menos 24 horas.

Durante el verano, en una de las pausas, mientras escribía mi libro, me llegó la información de un máster de desarrollo personal y liderazgo. A los 15 minutos ya había pagado los 150€ de la matrícula, ya no había marcha atrás.

Sin temor a equivocarme, esa decisión, está marcando un antes y un después en mi vida. Además de conocerme mejor, he tenido la fortuna de encontrar a un grupo de gente maravillosa con la que comparto la mayoría de valores.

MDPL 57

Desde mi punto de vista y como el mayor del grupo, me permito la licencia de dar mi opinión sobre un tema que la mayoría tienen en común: El síndrome del argentino inverso. Si no me conoces, no lo habrás escuchado en tu vida, pero te lo voy a explicar.

CÓMO HACER UN BUEN NEGOCIO

Dicen que harías un buen negocio si compras a un argentino por lo que vale y lo vendes por lo que cree que vale. Ahora tú le pones la etiqueta que te parezca, lo puedes ver desde el lado de que son soberbios o prepotentes que van de sobrados o desde el lado opuesto, que tienen fe ciega en sus posibilidades para afrontar todos los retos que afrontan. Yo me quedo con la segunda.

Una mañana, un viejo cherokee le habló a su nieto acerca de una batalla que ocurría en el interior de las personas.Le dijo: “Hijo mío, la batalla es entre dos lobos que todos llevamos dentro: uno es malvado, es ira, envidia, celos tristeza, pesar, arrogancia, autocompasión, culpa, resentimiento, soberbia, inferioridad, mentiras, falso orgullo, superioridad y ego; el otro es bueno, es alegría, paz, amor, esperanza, serenidad, humildad, bondad, benevolencia, amistad, empatía, generosidad, verdad compasión y fe.

El nieto lo miró y le preguntó: “¿Qué lobo gana?”.

Y el viejo cherokee le respondió: “Aquel que tú alimentes”.

El lobo que gana la pelea

Como dice muy a menudo Álex Rovira “No vivimos a la altura de nuestras capacidades, vivimos a la altura de nuestras creencias” y eso es algo que comparten la mayoría de compañeros. Sus creencias les están limitando y por eso creo que son a la inversa que los argentinos: Harías un gran negocio si los compras por lo que creen que valen y los vendes por lo que realmente valen.

Pueden porque creen que pueden

A medida que los voy conociendo y de acuerdo a mi experiencia, me atrevo a afirmar que ellos mismos son su peor enemigo, tienen la capacidad de alcanzar cualquier meta que se propongan, siempre que hagan un reseteo mental y comiencen desde cero, cualquier acontecimiento pasado no tiene porqué marca su futuro.

Como decía Virgilio “Pueden porque creen que pueden” no porque saben que pueden, es un acto de fe y de autoestima. Quizás te veas reflejado en esta historia. Ya sabes que estás más cerca de tus metas y que el obstáculo más grande está encima de tus hombros.

Eres más fuerte que tu miedo

«Todo necio confunde valor y precio» sin ánimo de insultar a nadie, vuelvo al punto de partida de las creencias. Tu mente es la que pone el precio, depende de ti ajustar el precio que te pones a tu valor real.

Te animo a que dejes atrás tus miedos y te lances a disfrutar de la vida que mereces vivir, que aportes todo el valor que tienes, no te lo guardes para ti, sería un acto de egoísmo. Que nada ni nadie ponga precio a tus sueños, son tuyos y tienes todo el derecho a vivirlos.

«Un día, el miedo llamó a la puerta, abrió la confianza y allí no había nadie»

No le des opción a tus excusas, no esperes a mañana, ni al lunes ni al día 1, tu momento es ahora.

                                        “PUEDES PORQUE CREES QUE PUEDES”

Dedicado a la promoción 57 del Máster de desarrollo personal y crecimiento de Kuestiona.

PEON CONVERTIDO EN REINA

No puedo hablar em global de los argentinos porque habrá de todo, pero si que en la parcela del deporte los admiro por esa creencia que tienen en sus posibilidades. Puedo poner varios ejemplos como Simeone, Noccioni o Belasteguín, probablemente no sean los mejores técnicamente, pero tienen un plus que les hace ser mucho más competitivos y eso le sirve para batir a rivales que son mejores en el apartado técnico pero carentes de ese carácter.

Dejar una Respuesta